martes, 31 de julio de 2012

La playa de Hombres G

Lo confieso para que conste en acta: a mediados de los años 80, cuando los Hombres G saltaron al estrellato del pop español, no los podía ni ver. Un grupo de pseudomúsicos y niñatos pijos, me decía. Lo peor vino cuando me ví forzado a comprar en El Corte Inglés uno de sus LP, titulado ¿Estamos locos o qué? para regalo de una efímera novia que bebía los vientos por el cuarteto madrileño. Más bajo no pude caer.
   Pasaron los años y el fenómeno Hombres G decayó... y fue entonces cuando me empezaron a gustar. Y mucho. Hablo de muy finales de los 80 y primeros de los 90. Desde entonces atesoro todos sus trabajos, tanto en vinilo como en CD. Por supuesto, sus dos películas,  pastiches cinematográficos que admiro como si fueran obras maestras e incomprendidas del séptimo arte.
   En el verano del 2003 disfruté con su recordado concierto de regreso por la puerta grande en la plaza de toros de Las Ventas. Dónde si no. Desde entonces suelo darme una vuelta cada año por los conciertos de la tropa que lidera David Summers . El de este 2012 -foto que acompaña estas líneas- tuvo lugar este fin de semana en La Granja de San Ildefonso. A pesar de abrir el acto con la que es su peor canción -Y cayó la bomba fétida- desgranaron dos maravillosas horas de un pop español que gana con los años. Cada vez suenan mejor pese a los casi 30 años que constan en el DNI de muchas de sus canciones más emblemáticas. No me saquen más allá de Bruce Springsteen y Hombres G en lo musical porque me pierdo. A los que se mofan de las letras de Hombres G siempre les he recomendado que traduzcan del inglés las letras del Boss.
   Y, como fan atípico del grupo madrileño, no tengo enmarcadas Venezia, Sufre mamón o Marta tiene un marcapasos, que en otoño tendrá musical en la Gran Vía madrileña: prefiero Dos imanes y Te ví, tema incluido en el acústico En la playa grabado hace ni un año en Zahara de los Atunes. El 6 de septiembre tocarán de gratis en las fiestas de Alcorcón -Madrid-. Son más mayores pero sus canciones siguen jóvenes. Ahora es mi pareja la que me regala cada disco nuevo de Hombres G.

1 comentario:

Elsa dijo...

Ese pop ochentero nunca puede faltar y a muchos y a muchas nunca nos dejará de gustar sean Hombres G, Nacha Pop, La Guardia, Golpes Bajos o Almodovar y Mcnamara!!! jajaja