miércoles, 21 de noviembre de 2012

La crisis empuja el consumo de TV a máximos históricos

Internet no mató a la estrella de la televisión. La crisis, tampoco. Más bien al contrario. Hoy 21 de noviembre se conmemora el Día Internacional de la TV y el invento parido por el escocés Baird goza de una salud envidiable, a pesar de la revolución de internet y la implosión de las redes sociales de moda. Desde 2007, cuando el estancamiento económico empezó a dejar su tarjeta de visita encima de la mesa del salón, el consumo de televisión ha ido escalando en España con el único respiro de 2009, cuando prácticamente repitió marca. Si 2007 concluyó con 223 minutos de media por persona y día ante el electrodoméstico-rey de los hogares, en el periodo enero-octubre de 2012 el consumo ha escalado a los 242 minutos (4 horas y 2 minutos). Aguardan dos meses por delante para previsiblemente hacer subir aún más la cifra y alcanzar o sobrepasar los 250 minutos. Y el mal tiempo, las lluvias persistentes y los temporales como ingredientes con los que ha arrancado noviembre, de norte a sur abarcando todo el país, favorecen que crezca aún más todavía el tiempo que pasan los españoles frente a la televisión y el mando a distancia en la mano. El frío, las inminentes nieves y los paraguas abiertos abonan quedarse en casa acompañados por la tele. 2012 dejará atrás los 226 minutos diarios de consumo fijados en 2009, los 234 alcanzados en 2010 o los 239 minutos/día con los que terminó el año pasado.
   ¿Es la grave crisis económica el factor primordial que se encuentra detrás de estos récords históricos de consumo? Para Eduardo García Matilla, consultor y uno de los principales expertos del medio en España, la cosa está clara: “Es el fundamental, aunque no el único. El incremento de la oferta- recalca- también lo aumenta. La crisis contribuye a un mayor consumo en dos aspectos; población desempleada con tiempo de ocio en horarios laborales de mañana, tarde y late night… y disminución del gasto en actividades de entretenimiento fuera del hogar”.

Colección de récords
   Los datos que registran los audímetros son palmarios. Todos los meses transcurridos del año 2012 –con la salvedad de marzo- han arrojado marcas históricas de consumo de televisión en comparación con los mismos meses de años precedentes. Además, febrero se convirtió en el mes de mayor consumo de todos los tiempos: 267 minutos por persona (4 horas y 27 minutos). Incluso agosto, el patito feo del consumo por antonomasia, logró un dato nunca visto al sumar 200 minutos de media por persona y día.
   Por comunidades autónomas y datos referidos a octubre pasado, Andalucía encabeza el ranking de consumo de televisión con 270 minutos diarios, 29 minutos más que el mismo periodo de 2007 cuando ocupó la segunda plaza tras Aragón, región que ahora se conforma con la medalla de plata. Tercera posición para la Comunidad Valenciana con sus 265 minutos/día, dos por debajo de los espectadores aragoneses. La media española en octubre fue de 251 minutos (frente a los 227 contabilizados en octubre de 2007). En el furgón de cola del consumo el mes pasado, las comunidades de Canarias, Baleares y Galicia. Para García Matilla es evidente que a mayor tasa de paro en una comunidad autónoma, mayor consumo de televisión registrado, aunque matiza que “también influyen otros aspectos como la meteorología, mayor o menor oferta de ocio en la zona –áreas urbanas o rurales-, envejecimiento de la población…”.


Consumo de TV por Comunidades. Octubre 2012. Datos Kantar Media




CCAA
Minutos/Día
AND
270
ARA
267
VAL
265
CAT
256
CYL
246
CLM
245
AST
242
MUR
241
EUS
238
MAD
237
CAN
234
BAL
233
GAL
227


ESPAÑA
251




Consumo TV en España por franjas de edad. Datos Kantar Media


Fechas >>
 Octubre 07
 Octubre 12
Franjas edad
Minutos/Día
Minutos/Día



4-12 años
136
145
13-24
146
153
25-44
203
218
45-64
270
304



65 +años
325
354


Hasta 6 horas de consumo
   El consumo de televisión en España es mayor de edad. Muy mayor. Y la crisis ha agravado esta tendencia, aunque las cifras hayan aumentado en todas las franjas de edad. Los mayores de 65 años y los espectadores de la franja 45-64 años han sido los que más han dado el estirón en este largo quinquenio de penurias económicas y vitales. Si en octubre de 2007 los primeros veían 325 minutos diarios de tele, en octubre pasado vieron hasta 354 (casi seis horas). Los de 45-64 pasan de 270 a 304 minutos. Los jóvenes de 13-24 años saltan de los 146 a los 153 minutos mientras que la franja 25-44 años avanza de los 203 a los 218 minutos diarios.
   Este 2012 ya nos ha dejado los dos días con mayor consumo de televisión de la historia en España desde que, a comienzos de la década de los años 90, los audímetros cumplen con su función: el récord absoluto se registró el 5 de febrero con 5 horas y 12 minutos, y la segunda plaza es para el domingo pasado con 5 horas y 11 minutos. Además, también este domingo 36,6 millones de españoles -el 83.3% de la población total- vieron al menos un minuto de la televisión, para convertirse en el día con mayor número de contactos en la historia de la televisión en nuestro país.
 La crisis que golpea a todos los sectores –con el añadido de una grave contracción del mercado publicitario- provoca simultáneamente un aumento del consumo mundial de televisión, que pese a la erosión de la fragmentación o el cierre de canales reafirmar su liderazgo como medio de comunicación. A nivel global, y según las cifras referidas al pasado 2011, España se encuentra en el puesto 17 por consumo de televisión. En la Unión Europea somos los terceros de la lista tras Italia y Portugal. ¿Hay un techo de consumo de la audiencia española? Para García Matilla “de momento, no”. Y, de momento, este muerto de la televisión sigue muy vivo pese a los preparativos de los enterradores alentados desde el nacimiento de internet. El erial de la economía trae consigo la paradoja de un descalabro del consumo en las familias y un aumento progresivo del consumo de televisión.


No hay comentarios: